27 de agosto de 2009

de la imaginación, la resignificación, la infancia y sus libertades

Es increible el momento en que las cosas se resignifican. Ese instante es mágico, único e irrepetible, sobre todo cuando se refiere a imágenes de la infancia.
Para mí, la buena pipa, no era una pipa, tampoco era buena. Tenía vida, eso sí. Vivía en una casa, como la que cualquier chico puede imaginar, o por lo menos yo: paredes de madera oscura, techo a dos aguas, chimenéa, caminito, ventanas con percianas, creo que de madera y verdes. 
Ahora bien, la buena pipa, tenía forma, claro, no de pipa, era completamente amarilla, no tenía ragos definidos, era más bien como tres rombos que se seguían verticalmente y se movía de forma muy extraña, como en zig-zag.
Con el tiempo, (EL TIEMPO!) descubrí que mi querida y ahora extraña (¿cómo podría la buena pipa ser de otra manera?) era igual al logo de los trapos amarillos que juntan olor en las cocinas, la ballerina.
No fue desilusionante darme cuenta de que dentro del conjunto de palabras "la-buena-pipa" estaba la palabra pipa y que yo nunca había pensado en una pipa sino en un logo de trapos, fue simplemente una sensación mágica, única e irrepetible.
Y ustedes cronopios lectores, cómo la imaginaban o imaginan?
A mí, la buena pipa me sigue fascinado.

17 comentarios:

Liudo dijo...

Bueno, yo me imaginaba una especie de vaca blanca que se seguramente se llamaba Pipa.
Qué olor horrible tienen esos trapos, igual que las heladeras.
La vaca estaba casi siempre en un campo muy muy poco real, pasto muy verde y fondo muy blanco.
Un beso Juli :)

B

cielosdemermelada dijo...

Como dije anteriormente, la mía si era una pipa, no se si buena. Después de despertarme esa imagen seguí tratando de recordar y había dos versiones de pipas. Una era la que estaba debajo del techo de chapa verde con caños del mismo color oscuro, donde había pasto y casi siempre llovía, la segunda o la primera estaba en un rincón de alrededores rojos que por la oscuridad se confundiría con negro. Siempre, eso si, era una pipa. Paradita mirándonos desde ahí y preguntandose cual seria su historia, victima de un juego que solo cambiaba de entonación y se repetía hasta el cansancio, y entonces se daría cuenta que por ser un juego de niños ni siquiera las palabras que forman su existencia pudieron darle un borde.
Maravillosa pipa, maravillosos niños.

NatiM dijo...

jajaja te entiendo perfectamente, es esa sensación de NO PUEDE SER, o por lo menos eso me pasa a mi cuando algo que di por hecho de una manera toda la vida, de repente descubro que era de una manera totalmente diferente. En cuanto a la buena pipa... jajajaja yo en realidad me la imaginaba como una pipa gigante, color marron oscura y con ojos y boca... pero nunca le tuve simpatia, porque odiaba que me contaran el cuento de la buena pipa.. me ponía muy nerviosa y no le encontraba (ni le encuentro) gracia ni sentido, espero no estar ofendiendo demasiado a tu querida buena pipa ju. besos =)

Juli dijo...

Nati, es parte del surrealismo de la infancia! No querés que te cuente el cuento de la buena pipa?
:)

marcelo dijo...

con forma de pipa, pero sin color, enigmática, nunca presente y causante de mis primeras ansiedades y frustraciones cuando alguien decia.." queres que te cuente el cuanto de la buena pipa"...

Pedro, hermano dijo...

Bueno, para mi la "BUENA PIPA" era una especie de Semilla de girasol, gris y chiquita como las pipas que se venden. BUENA y tirada en un campo gigante lleno de plantas de girasoles.
Un beso ;).

Nico o Nicolin, a gusto dijo...

mmm, no se. siempre odie que me dijeran eso!! mi abuelo me enloquecia y una vez me hizo llorar (creo(malditos recuerdos borrrosos)) pero siempre me imagine una vieja que se llamaba pipa. una de esas viejas con la piel super arrugada y percutida, oscurecida de tantas arrugas, y seguramente olia a tabaco
y los valerinas son de terror, odio el olor a trapo mojado, es casi tan feo como el olor a neoprene (ni idea como se escribe) transpirado

beso
nico

Fede Feda dijo...

A mi me lo contaron al cuento. Era buena la pipa, si que si

:)

Augusto dijo...

yo siempre que te contaba el cuanto de la buena pipa.. que si mal no recuerdo fueron MUCHISIMAS veces.... siempre me la imagine como una pipa de madera comun y corriente... pero un dia me puse a analizar que queria decir "el cuento de la buena pipa" y nunca le encontre sentido.. asique me segui imaginando a la misma pipa de madera color marron clarita con boquilla negra....
a todo esto.. queres que te cuente el cuento de la buena pipa???

iván vescovo dijo...

creo que nunca materialicé la buena pipa más que en quien me la contó, le ponía a él/ella en su lugar y pensaba, de qué pipa me habla?
iván(1)

mau... dijo...

Remontándome a épocas lejanas, donde mi nariz solo llegaba al borde de la mesa, creo recordar mas de una “buena pipa” pero solo voy contarles de una! Las mas linda y la mas presente o tal vez la menos presente y por eso la mas felizmente recordada… la verdad no se.
Se trataba de mi árbol, yo reconozco que no era el mejor de todos para jugar, ya q entraba yo solo y era bajito… pero pase tantas mañanas y tardes en esas ramas!! Era un lugar perfecto, cada palito tenia su uso un significado… era un lugar donde me sentía feliz un lugar muy propio… esas pelotitas amarillas…. Que poco tiempo se es niño, o q rápido nos hacen crecer…

Juli dijo...

así me gusta maurito, libre interpretación de la "buena pipa"
(:

flora dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
flora dijo...

una buena pipa, habia unaveztrus y juan y pinchame se fueron al río.
surrealistas, sí. Y también molestos detalles de la infancia, cuando primos mayores me castigaban con trampas e incomprensiones abriendo interrogantes que yo podria descubrir- seguramente- cuando sea grande como ellos. Cosa que nunca iba a suceder.
La buena pipa, era entonces la trampa en la cual siempre pisaba el palito, convencida de que había algo más, en otro lado que no alcanzaba a ver (seguramente era mi altura). Y, con la angustia deliciosa e inocente propia de los niños.. con la mayor de las intrigas, respondía sí a la pregunta precisa.
Pero yo no te dije sí, te dije si querés que te cuente el cuento de la buena pipa. . .

Ursu dijo...

Confieso nunca haber escuchado el verdadero "cuento de la buena pipa", siempre me pareció como una de esas cosas tipo el dia del arquero...andá a saber pq pero cuando alguien decia "es como el cuento de la buena pipa" yo pensaba en algo muy aburrido y que encima era pentira pufffffff!!!
Igualmente si hablamos de visualizaciones, siempr eme imaginé una graaaaaan pipa muy curvada sentada en una silla que hablaba cosas muuuuuuuuy tediosas..

Jajaja!!

Alguien que me cuente el verdadero!! y que no aburra eh!

Constanza dijo...

Yo no me la imaginaba como una "pipa" sino como un señor con su pipa y el humito; mas bien como la sombra del señor con su pipa.
Y así era todo el "cuento de la buena pipa": el señor tirando el humo de la pipa. A veces, cuando al que le iba a contar el cuento, se cansaba de que le dijero "Queres que te ciente el cuento de la buena pipa?" y no me respondía, yo decia "yo no dije "..." yo dije si querés que te cuente el cuento de la buena pipa?" y ahi me imaginaba al señor sacandose su pipa de la boca y diciendo "..."
ja.

Florencia dijo...

la mia era un pajaro. amarillo.